LA ÚLTIMA FRONTERA

Austral (26)

El buque Austral invita a un viaje iniciático para seguir los pasos de los comerciantes de pieles y los buscadores de oro por la imponente Alaska

“Es una historia alucinante… Había unos mil quinientos hombres instalados en la soledad del lejano norte, en Alaska, persiguiendo su sueño: encontrar oro y descubrir el mítico mundo de los colonos americanos…” Así describía Jack London la historia de esta vasta región en su famosa novela La llamada de la selva.
Frontera del Ártico y mítica tierra de buscadores de oro, el noroeste norteamericano es un territorio de naturaleza extrema. Con sus amplios espacios abiertos, gigantescos glaciares, escarpadas montañas y la tundra que se extiende hasta el infinito, Alaska invita a seguir los pasos de los comerciantes de pieles y los buscadores de oro.
El Austral realiza un crucero por la Costa Este de Alaska, cuyo Pasaje Interior fue modelado por impresionantes glaciares que dejaron lugar a vertiginosos fiordos. Aquí la naturaleza ha sido creada en primer lugar por glaciares, bosques de coníferas y miríadas de pequeñas islas e islotes, donde la suave luz de la medianoche ilumina el cielo y el horizonte. No hay que perder la oportunidad de conocer Juneau, la capital de Alaska habitada durante largo tiempo por los indios tinglit.
Hay un lugar en Alaska en el que aún se pueden encontrar huellas de los primeros aventureros que recorrieron el empinado sendero de Chilkoot, puerta de entrada a la mítica “fiebre del oro”. Ese lugar es Skagway. Esta pequeña ciudad, cuyo nombre significa “hogar del viento del norte” en el lenguaje de los indígenas, está situada en el suroeste de Alaska y es una de las más bellas del país. Aquí, el pasajero podrá contemplar impresionantes vistas de altas montañas, gargantas profundas y espectaculares cascadas.
Haines, escondida en medio de espléndidos glaciares y frondosas montañas, ha sido bendecida con uno de los más espectaculares paisajes de Alaska. Fundada, una vez más, por los indios tinglit, esta ciudad ha conservado con éxito las ancestrales tradiciones de la época en la que era el telón de fondo de la mítica fiebre del oro.
Ketchikan es conocida como la “primera ciudad” de Alaska, debido a su situación privilegiada en la punta más meridional del Pasaje Interior, y constituye una perfecta introducción a la majestuosa belleza de esta región. Es una encantadora ciudad con multicolores casitas de madera. También es famosa por los misteriosos y emblemáticos tótems, vestigios de una antigua civilización, característicos de una cultura inusual.

UN MUNDO DE CRUCEROS
902 365 454
www.unmundodecruceros.com

Le Soleal - N-376N&BInversee

El Austral permanecerá en Alaska entre junio y septiembre, para dar cumplida respuesta a los amantes de las expediciones en crucero que Ponant, la compañía armadora francesa, ha destinado por vez primera en 2015 a esta bellísima parte de nuestro planeta.
El barco completará la programación de siete salidas semanales por Alaska con una serie de cruceros de 11 a 14 días de duración, visitando puertos de la Columbia Británica, el Estrecho de Bering y la Península Chukotka, en el mar de mismo nombre, una región polar todavía desconocida para el gran público y con sorprendentes paisajes de una belleza sin igual.
Navegar a bordo del Austral significa descubrir el incomparable placer de un crucero en ambiente íntimo y relajado y con una atención muy personalizada, donde uno es libre de escoger su propio ritmo: vivir momentos de evasión y relax, asistir a conferencias o a conciertos de música clásica, hacer excursiones en tierra, dejarse cuidar en el spa o disfrutar de la exquisita y refinada cocina francesa en la que los chefs le harán degustar platos de excelente calidad, todo ello acompañado de los mejores vinos franceses.”

 



Hay 2 comentarios

Añadir más

Publicar un nuevo comentario